jueves, 2 de junio de 2011

211.


El deleite y la exquisitez de una agresión bien hecha
resultan estéticamente hermosos

No hay comentarios:

Publicar un comentario